Columnistas

Camino al Palacio de Gobierno

Por un futuro esperanzador de Quintana Roo motivó a los candidatos que hicieron acto de presencia en las instalaciones del Ieqroo en donde se efectuó la entrega de la constancia a los cinco contendientes en el proceso electoral a gobernador de Quintana Roo 2022 dándoles paso así a tomar su lugar en el arrancadero de la pista para la jornada proselitista.

En sus marcas listos, ¡Arrancan!

En un acto que se llevó a cabo el pasado lunes 28 -fecha fatal establecida en el calendario electoral- acudieron a recibir la constancia, primero, la candidata del PRI, Leslie Hendricks Rubio, seguida por el representante de la candidata, Laura Fernández Piña de la coalición PAN-PRD-CQ, le prosiguió el candidato José Luis Pech Várguez, de Movimiento Ciudadano, seguido por el candidato, Nivardo Mena Villanueva del MAS y la entrega culminó con la candidata, Mara Lezama Espinosa de la alianza Morena-Verde-PT-FxM.

En la Ciudad de Chetumal, capital política de Quintana Roo, ese día se constituyó para estar listos para el arranque prosélito a partir del domingo 3 de abril rumbo a los comicios por la Corona del Estado que se suscitarán el domingo 5 de junio, día previsto para la elección, en donde los candidatos estarán vibrantes de emoción, más con lo que se ha vislumbrado en los sondeos de opinión con números gloriosos -y dolorosos-.

A toque de clarín, a cargo del juez electoral, este 3 de abril arrancan las campañas proselitistas a gobernador del Estado en donde las visiones del electorado no distan mucho de la realidad porque se aprecia que la única fuerza democrática que realmente vale es la del pueblo mandante, Vox Populi, Vox Dei, -Voz del Pueblo, Voz de Dios-.

Allí es donde estará el gran reto de las y las candidatos en campaña -conquistar al pueblo- no haciendo política teledirigida en las redes sociales sin el contacto presencial con la comunidad, recorriendo a las regiones más vulnerables y apartadas, exponiendo resultados claros proyectando ideas políticas coherentes a la atención de las demandas más sentidas de los quintanarroenses con una visión política-económico-social para el progreso de Quintana Roo y bienestar de su gente.

Revitalizar lo que se ha logrado e implantar nuevas acciones de las que ya existen, darle sustancia y contenido sustancial -social- y, por supuesto, atender a las comunidades rurales del sur, zona maya y zona costera que reflejen las necesidades del pueblo y sean atendidas con celeridad y denodada decisión.

Esta percepción es la que destilarán propósitos y propuestas con la dinámica de campaña a seguir para darle a Quintana Roo y su gente un rumbo promisorio con un nuevo liderazgo político-social cercano al sentir popular, construyendo la fe en sus capacidades para pedir y recibir la confianza del voto.

No hay fuerza más potente que la política social y el pueblo lo sabe con absoluta certeza, que el cambio es constitucional y que se debe hacer con el sufragio democrático haciéndolo valer con la Vox Populi, Vox Dei -Voz del Pueblo, Voz de Dios- para la expedita atención a sus decires y sentires, con sus deberes. 

Es el momento de la democracia en Quintana Roo la que se conecte con la gente para la atención a las necesidades que surjan de las comunidades con la esperanza en el nuevo liderazgo que viene estará, cerca de los quintanarroenses, incluyente, solidaria y con sentimiento humanitario.

La fe, capacidad y fuerza de los quintanarroenses se mostrará en darle la confianza del voto a una virtual candidata morena para la conquista del cetro estatal en este nuevo devenir político de Quintana Roo. Y su triunfo será inexorable -indetenible-.

*Dícele El Caballero Andante a su escudero, -vámonos haciendo a un lado amigo Sancho Panza porque van a salir las candidatas y candidatas intempestivamente del arrancadero para alcanzar la Corona del Estado y alguno de nuestros jamelgos no vaya a resultar atropellado.

Chapulineo, prototipo de la moda

La ideología del saltimbanqui es una ilusión que hace ver la realidad hasta que en algún momento llega la ocasión para convertir el espejismo en realidad. Con el chapulineo los saltimbanquis brincan de banca en banca.

Es menester señalar que esta comparación es para llevar pensando el interés del chapulineo para integrarse a la grey de Morena, -que todos quieren- lo que se está viendo de vez en vez -o varios a la vez- dejando atrás la ideología de su bandería que los hizo ser.

Como todos los -saltimbanquis- que han aparecido durante el desarrollo del proceso electoral concurrente en Quintana Roo, han creado la esperanza de brincar a la bandería de moda, Morena haciendo gala del modernismo chapulineo, con el mecanismo del brinco a brinco, en forma pertinaz -y perniciosa- para evadir el compromiso antes adquirido con su bandería -ahora evadido- chapulineando con toda facilidad de un lado a otro brincando barreras ideológicas. 

En reciente chapulineo el diputado local, Pedro Enrique Pérez Díaz, anunció que deja el Grupo Parlamentario del PRD en el Congreso del Estado.

En los corrillos políticos -corre el rumor- que lo que motivo la salida del diputado Pedro Pérez, coordinador de la bancada del PRD, es porque se sumará a apoyar la campaña de la candidata de MORENA a la gubernatura, Mara Lezama, en la zona maya en donde el diputado Pérez tiene un grupo político, -se presume-, porque que el diputado de marras hizo un desmentido afirmando que ahora sólo es diputado independiente sin partido -a dos meses de concluir el actual ciclo legislativo-. ¿Resulta raro no?

Sinopsis: El diputado otrora perredista había comenzado a trabajar con Laura Fernández Piña, candidata del PAN-PRD-CQ a la gubernatura del Estado, un mes antes, -dicen-, se integró al proyecto de Morena-Verde-PT-FxM en apoyo de Mara Lezama Espinosa, candidata a la gubernara de Quintana Roo.

En la otra pista. Otro saltimbanqui resultó “El Lic.”, Héctor Hernán Pérez Rivero, brincando de noveno regidor del ayuntamiento OPB, otrora integrante del partido MAS, a integrarse al grupo sureño de Morena, en apoyo a la campaña de la candidata a la gubernatura de la alianza “Juntos Hacemos Historia en Quintana Roo”, Mara Lezama Espinosa.

Todos quieren colgarse la medallita de Morena, -y todos los chapulines lo han logrado-, olvidándose de quienes los hicieron ser. -El pueblo mandante-.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

dieciocho + cinco =

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba