Caravana con sombrero itálico

DEL DICHO AL HECHO
Ernesto Neveu
Novedades Chetumal

.

Todos estos años del nuevo milenio difundí, como parte de este oficio, las quejas expresadas por empresarios y prestadores de servicios turísticos del sur por el escaso, mal enfocado o nulo apoyo de las autoridades de gobierno para sacar al sector del profundo bache de lo insostenible. Algunos colegas también hicieron lo propio. Y la respuesta, las veces que llegó, fue en el sentido de que los turisteros debían organizarse, “poner de su parte” para sacar del atolladero a la economía local, víctima de la debacle originada por la apertura comercial de las fronteras a finales del siglo pasado. “El gobierno no puede resolverles todo…”, osaba comentar uno que otro funcionario, de esos, pegados a la teta gubernamental por lustros, mismo lapso que tardaron no pocos inversionistas –de todos tamaños– en colocar a Mahahual en el mapa turístico, no digamos del país o del mundo, de Quintana Roo.

En verdad que no acierto a definir si el empuje de extranjeros radicados en la Costa Maya fue por ventura, porque hubo chetumaleños que aguantaron el vendaval, la amenaza latente de perder su propiedad a manos de insidiosos personajes, pero la cara del otrora pueblito de pescadores ha cambiado.

Al grano. El Festival Mahahual Cruzando Fronteras, organizado por un grupo de hoteleros de origen italiano, comenzó hace un par de años con la pretensión de colocar al incipiente polo turístico del sur quintanarroense en boca del mundo. Cosa distinta es el muelle de cruceros. Con la Fundación Mahahual, A.C. le han “entrado” todos allá en la comunidad.

luciano consoli2Sin embargo, cierto avechucho me gorjeó que, hace un par de semanas, Luciano Consoli, líder de la Asociación de Hoteles, Cabañas y Hostales de Mahahual, y Georgina Marzuca Fuentes, presidenta de la Asociación de Hoteles y Moteles del Centro y Sur del Estado, habían concertado una cita con la subsecretaria de Cultura de la Secretaría de Educación y Cultura, Lilián Villanueva Chan. Hablarían del apoyo que la dependencia estaría dispuesta a aportar. Pero la funcionaria los dejó plantados, ocupada con el Festival de Cultura del Caribe.

Días después, el 26 de noviembre, la Unidad del Vocero del Gobierno del Estado difundió un supuesto comunicado de la Secretaría de Educación y Cultura: “Con el coauspicio de la Secretaría de Educación y Cultura (SEyC), la Fundación Mahahual organiza el Tercer Festival Cruzando Fronteras que habrá de celebrarse del 28 de febrero al siete de marzo en la playa de Mahahual con la participación de artistas del mundo, anunció el titular de la dependencia, José Alberto Alonso Ovando”.

Meglio tardi che mai, habrá dicho para sus adentros Luciano por la noticia, mucho más satisfactoria que un trago de buen vino de la Toscana.

Pero nada. El propio Alonso Ovando desmintió a los líderes hoteleros tal información –que habría sido girada sin su autorización y conocimiento– y, por todo apoyo, los hoteleros del diamante del sur contarán con un entarimado y el equipo de sonido.

El ilusorio coauspicio fue lo de menos para Lilián Villanueva Chan, que durante el Festival Mahahual Cruzando Fronteras de este año, en el que para nada pintó la subsecretaría de Cultura estatal, hizo tardía entrada a la conferencia de prensa organizada por la Fundación Mahahual, A.C. y el ladino avechucho aquel graznó que hasta se acomodó en el presídium.

Luego, como si fuera la anfitriona del encuentro internacional, se paseó de arriba a abajo con el embajador de Italia en México, Alessandro Busacca, cuando la subsecretaría a su cargo no aportó un ápice para la organización del evento.

Che cos’è questo? Escaparate, oportunismo…

Por supuesto que los empresarios y comerciantes turísticos de Mahahual no se pelearán con nadie, porque sencillamente lo que buscan en la edición 2015 del Festival Mahahual Cruzando Fronteras es multiplicar sus expectativas económicas. Quien salude con este sombrero, es lo de menos. El resultado es lo que cuenta.

2 comentarios

  1. Luciano Consoli es un mafioso italiano que vivió a costa del gobierno italiano cuando sus consiglieri ostentaron el poder, seudo izquierdoso que cobra con la derecha, ligado a negocios editoriales y al juego del bingo. Lllegó a Mahahual en donde hábilmente organizó a los empresarios ahí asentados, aprovechando el resentimiento contra el judío Issac Hamui, propietario del muelle de cruceros. Obviamente, reporteros como el que firma, no tienen ni p… idea de que el periodismo consiste en investigar y lo demás son puñetas mentales.

Deje un comentario

dos × dos =