Columnistas

La supuesta Paz Social

viborianus 4

.

En aras de este concepto: “Paz Social”, se pretende justificar un actuar muy irresponsable de los chavales del congreso estatal. Nos preguntamos: ¿Valdrá la pena el costo político, el desprestigio con la ciudadanía?, y que quede claro, no es la primera irrupción contra esa supuesta representación social, pareciera un acto del conocido harakiri, un ritual del suicidio político. Ayer se les veía ad hoc con el parlamento infantil.

vabril273Quizá muchos nos preguntemos por el significado de esa expresión, aunque no es la mejor, sí la más próxima a lo deseado: Es la admitida tranquilidad, procede del orden y de la unidad de voluntades, condición donde la sociedad convive en un ambiente pacífico, en donde el dialogo es la herramienta para resolver los problemas o diferencias, y cada individuo es responsable de sus actos, por tanto responde por ellos.

Tampoco implica la simple ausencia de conflictos y diferencias, su significado se extiende a aspectos que incluyen el disfrute a plenitud de: los derechos humanos, integración social, desarrollo y responsabilidad. Cuya puesta en práctica nos permitirá avanzar en la construcción de una sociedad pacífica y emprendedora, una sociedad consciente de la importancia de cultivar la semilla de la paz, ese núcleo como la fuente de esperanza, de vida y de amor.

En nuestro entorno nunca la hemos visto a las denominadas marchas como una actitud placentera, el salir a la calle a expresarse, tampoco creemos en el reclamo ciudadano como un acto de constricción psíquica, de enfermedad mental, ¡para nada! Pensamos… se les olvida a los sesudos miembros de la XIV legislatura, quienes salen a marchar… ya desde su inicio son víctimas, son sujetos que han sido o bien han recibido una agresión, un damnificado, un individuo ofendido, bien puede ser por otro individuo, organismo o institución pública, alguien quien considera han sido conculcado sus derechos fundamentales.

vabril272Si partimos desde esta concepción, nos atrevemos a sugerir que se deben tomar medidas preventivas para evitar sucedan inaceptables, injustos como absurdos episodios de las instancias públicas contra los ciudadanos. Recordemos… muchas atenciones institucionales sólo se logran por la vía de estas estrategias, no todas las respuestas se alcanzan, pero basta recibir una explicación, la mayoría de las veces negada por la vía tradicional. Se puede secar como Mahatma Gandhi en la normal espera.

Si consideramos que todos los individuos participantes en las marchas, las realizan por sentirse víctima de alguna acción de injusticia, principalmente del poder público, aunque puede ser también del sector privado; entonces viene la preguntita: ¿Por qué criminalizar a quienes tienen esa prerrogativa constitucional para reclamar la conculcación de sus derechos? ¿Por qué no construir y aprobar una Ley para los culpables y/o responsables de las marchas y no de las víctimas?

¿Por qué?, si es un derecho constitucional ahora se pretenda regular su realización. Valdría revisar ese proceder en el concepto REGULAR… de primicia: es limitar el concepto de democracia, es empobrecerla, hacerla inútil. REGULAR… es también controlar, es cambiar la amplitud del sentido democrático. ¿Acaso se hace necesario atar las expresiones sociales mediante una impositiva ley? ¡Sólo exacerba la intolerancia y la discriminación!

La riqueza de las libertades y derechos fundamentales son la mejor expresión de una gran dimensión a la vida democrática. El ideal del ser humano reside en la integridad de sus libertades, exento de temores y de la miseria; sí –amigos lectores- crear y promover las condiciones para permitir a cada persona gozar de sus derechos económicos, sociales y culturales, tanto como de sus derechos civiles y políticos. ¿Será mucho pedir, el intentar cumplir con estos deseos humanitarios?

vabril275No saber legislar tiene sus riesgos, pero para este caso, los únicos afligidos son los ciudadanos, quienes recibirán la reprimenda será la sociedad, las víctimas de las mismas injusticias y absurdos de los sectores públicos, ellos  serán criminalizados por el reclamo de sus derechos y libertades conculcadas. Vivir en una sociedad reprimida por las leyes despóticas es semejante, con todo el respeto, a vivir enjaulado como las reses.

Los conflictos, desde cualquier percepción, no son ni buenos ni malos, pero son INEVITABLES, son consustanciales en la vida social de los seres humanos, y potencialmente PELIGROSOS, desde luego siempre son onerosos en capital, tiempo, energía, relaciones, salud y oportunidad, por lo que deben ser bien GESTIONADOS. La capacidad de gestión es una cualidad de quien los enfrente para su solución. Cierto, otra cosa es la violencia, que puede y debe ser evitable. ¿Cuál será la moneda de cambio por esa supuesta Paz Social? ¿Qué tan costosa será?

PD.- EPN actúa como “dictadorcito” al tratar de “censurar” Internet: AMLO

PD.- Muchas verdades llegó a decir Gerardo Fernández Noroña ayer en Chetumal, pero ni los niños del parlamento infantil quisieron salir para atenderlo en un acto de congruencia y relación política. ¡No pidamos madurez!

viborianus@gmail.com  Twitter:@viborianus   www.viborianus.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

siete − dos =

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba