Columnistas

¿Robo de examen?

logo_victoriano

Nos causa sorpresa y a la vez indignación el anuncio realizado por la institución educativa nacional, sí, ese vilipendiado organismo, pues lejos de volverse una instancia de armonía con sociedad y maestros andan agarrados de las greñas, convirtiéndose en una impopular dependencia gubernamental. Ahora nos sale con que les “robaron” el examen y anuncian la suspensión de la prueba de carrera magisterial dirigido a profesores de 4° a 6° de primaria.

Pareciera, en serio, un cuento para niños, de los denominados infantiles. Por ello, cada vez adquiere mayor relevancia esa expresión de: “eso sólo pasa en México”. Que no se quieran ahora justificar con “tiernos” y “pueriles” mensajes, ¿a poco desconocían el mercadeo de esas pruebas?, pues cada vez que se aplican se comercializan, de tal manera que, la mayoría de los profesores la adquieren con mucha anticipación a la fecha programada del examen.

Ni mais… quién les podría creer esa cantinflada de la acción del verbo robar. Según la definición del diccionario de la real academia española, al verbo transitivo Robar, lo define así: “Tomar para sí lo ajeno, o hurtar de cualquier modo que sea”. En cierta manera quitarle al poseedor algo, ya sea de manera hábil para que ni cuenta se dé, o bien por la vía de la violencia. Pero, esos son los riesgos tradicionales, y la institución lo sabe, entonces: ¿cómo aceptar que se robaron los exámenes?

Usan esa expresión para enviar a los ciudadanos un mensaje con la simulación de mártir, sí… los chingaron, por sus excesos de confianza; ahora, con eso se quiere esconder la falta de previsión y cuidado para el manejo de tan importante material, sumamente preciado; sólo se puede aceptar que: no se tomaron o previeron las medidas adecuadas y pertinentes para su cuidado, vigilancia, traslado y aplicación. ¡A otro buey con esa cantaleta! ¡Me robaron!

Los perversos no sólo deambulan en el exterior, también los hay en el interior de la dependencia educativa, ellos en muchas ocasiones se convierten en mercenarios de esa información contenida en las pruebas, ellos desde el interior de la SEP venden las guías y los exámenes, no queramos intentar hacerla de pazguatos, no les cabe.

¿Cuál es la diferencia entre robar y vender para estos casos? Supongamos: roba quien quiere adquirir la información del examen a aplicarse para obtener excelentes resultados, roba a la institución. Luego socializa y adquiere en el intercambio recursos económicos. Pero, también vende, quien quiere recibir a cambio una monedas, porque conoce el valor de la información que posee,el trabajador con el manejo de esa información y además está siendo forzado o tentado a pecar, pues sabe de los recursos que obtendría con su enajenamiento. Los ofertantes los tienen al pie de su labor. Qué tan ladrón es uno como el otro?

Trataran de proteger el negocio con ese anuncio por la vía de un comunicado, el business al interior de la institución, la perversidad también anida en el interior y deja mucha lana. Que no nos vengan con que a “chuchita la bolsearon” (expresión de mi pueblo), para simular otra cosa de lo que realmente aconteció.

Nuestro ejercicio de hoy, la columnilla surge por el comunicado oficial de la SEP, para cancelar el examen que debía aplicarse el pasado viernes 30 de mayo: La Dirección General de Evaluación de Políticas de la SEP tomó la determinación de cancelar y posponer el examen escrito de la última etapa de la carrera magisterial para educación primaria. La razón de esta medida obedece a que el viernes 30 de mayo, durante el traslado de los paquetes con dicho examen, fueron robados 131 exámenes en la carretera a Chilapa, Guerrero”.

¿Usted les cree?, si es así prosiga con esa fe, el interés de la columnilla es divertirse con una información bastante conocida, como es la de la comercialización de las pruebas del Examen de Factor de Preparación Profesional, el cual se aplica desde hace muchos años.Pero que nos parece muy atípica la justificación, suceso que sí pudo haber pasado, no estamos desmintiéndolo. Todos en la SEP saben de esos riesgos, lo curioso e indignante es no prever esos habituales peligros.

Todos los docentes tienen interés en conocer los reactivos que les aplicaran en esos exámenes. Es algo tan natural, para quienes de alguna manera hemos presentado examen para valorar nuestros conocimientos, conocer debilidades y fortalezas y de allí reiniciar un proceso de mejoramiento, Todos, en serio, deseamos tener esa información con anticipación para correr menores riesgos, aunque desde luego caemos en otra simulación, no engañamos al aplicador ni a la institución, nos engañamos nosotros mismos. En fin, ahora el mismo examen se ha reprogramado para el 15 de julio. ¡Enhorabuena!

PD.- El fuero para el gran ladrón, la cárcel para el que roba un pan. Pablo Neruda (1904-1973) poeta chileno.

PD.- Otro cuerpecito aparece en el Rio Hondo. La violencia en Chetumal nadie la detiene, se entretienen despojando a ejidatarios de Holbox. Ahora fue Víctor Hugo Madrigal Esquivel, antes (28 mayo) el cuerpo de su empleado apareció con dos balazos en la cabeza: Erick Antonio Sosa Góngora.

viborianus@gmail.com   Twitter:@viborianus   www.viborianus.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba