Columnistas

Vientos de cambio

Golpe de Mazo

Novedades Chetumal
.

Con los nuevos movimientos en su gabinete, el gobernador Roberto Borge Angulo inició el proceso de ajustes dentro de su equipo de colaboradores para enfrentar el cierre de su gobierno –periodo siempre agitado– y el proceso electoral local de 2016.

La repentina salida de Paula González Cetina de la Comisión de Agua Potable y Alcantarillado (Capa) y de Blanca Pérez Alonso del Instituto Quintanarroense de la Mujer (IQM) son solo un adelanto de lo que se viene, pues de aquí a enero se espera una cascada de movimientos, enroques y reacomodos en todos los niveles.

De entrada, algunos secretarios del primer círculo borgista estarían abandonando el cargo, ya sea para competir por una posición política o para apuntalar las campañas del Tricolor como coordinadores u operadores.

Con la licencia en la mano están el secretario de Gobierno, Gabriel Mendicuti Loría, quien ha manifestado su interés de contender en el proceso interno del PRI para la gubernatura; el titular de Finanzas y Planeación, Juan Pablo Guillermo Molina, quien si se alinean las estrellas a su favor pudiera estar compitiendo por la alcaldía de Solidaridad, y Mauricio Rodríguez Marrufo, secretario de Desarrollo Urbano y Vivienda, con la mira en la alcaldía de Cozumel.

También el secretario del Trabajo, Patricio de la Peña Ruiz de Chávez, tiene su corazoncito y podría separarse del cargo para ir por una diputación, al igual que la titular de Turismo, Laura Lynn Fernández Piña, que de darse el caso podría llegar por segunda ocasión al Congreso local.

Además de esta lista de probables contendientes hay otros perfilados para ocupar coordinaciones de campañas o un lugar en los cuartos de guerra. Entre ellos está el titular de Educación, José Alberto Alonso Ovando, que según rumores de pasillo está alistándose para dejar la SEyC en enero o febrero de 2016. Lo mismo suena el ex diputado federal Román Quian Alcocer, que apenas hace unos meses asumió el mando de la Secretaría de Desarrollo Social e Indígena.

La responsabilidad de acomodar a cada pieza en el tablero recae en los hombros del gobernador Roberto Borge, quien debe mantener la operatividad en las dependencias de primer nivel ante la salida masiva de sus titulares.

El mandatario deberá seleccionar a los sustitutos idóneos, si es que pretende cerrar a máxima velocidad en la recta final de su gobierno y con un proceso local en puerta, siempre interesante y con las sorpresas de costumbre.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

8 − tres =

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba