Nota Roja

Enfrentamiento entre taxistas de Bacalar y Chetumal

Bacalar, 10 Mar

Sergio López Lara. (Quequi).

El conflicto interno que vive el Sindicato Único de Chóferes de Automóviles de Alquiler (Suchaa) en el municipio de Othón P. Blanco por la disputa del poder, está generando graves problemas, además romper acuerdos con el Sindicato de Transportistas del Ayuntamiento de Bacalar, propiciando enfrentamientos entre ruleteros, ante la complacencia de la Secretaría de Infraestructura y Transportes (Sintra), lo que afecta gravemente a los usuarios de este medio de transporte.

A través de redes sociales, usuarios del transporte público en Bacalar, denuncian los enfrentamientos entre la agrupación de taxistas “Roberto Borge Angulo” y Suchaa, quienes con lujo de violencia “secuestran vehículos” y obligan a los usuarios a bajarse de las unidades, todo, ante la complacencia de las autoridades, que no hacen absolutamente nada por remediar esta situación, además de afectar la imagen del estado ante los turistas que visitan el llamado Pueblo Mágico.

En el video grabado por una mujer, claramente se observa cuando al supervisor de los taxistas de Bacalar, conduciendo la unidad marcada con el número 01, estrella con el Tsuru, al taxi de Chetumal.

Al ser entrevistado vía telefónica, el aún dirigente del Suchaa, Sergio Cetina Valle, alias “La Chihua”, -quien se disputa el control de esta agrupación con Rafael Zetina Galván, “El Catrín”-, aseguró que el dirigente de los taxistas en Bacalar, Jair Ramírez Dzib, no está respetando los acuerdos establecidos para transportar pasaje de la capital del estado, hasta el Pueblo Mágico, y que estos también lo puedan hacer, sin que se violen la rutas y tarifas que se tienen establecidas ante Sintra.

Agregó que en el municipio de Bacalar, existen 90 taxistas que constantemente violentan la ley y que no han sido sancionados por las autoridades; además afirma que en el caso de Chetumal, son mil 200 socios y ayudantes, que están comprometidos con los usuarios, asegurando, que los problemas internos en el Suchaa no afectan los proyectos y acuerdos establecidos, debido a que la situación de “El Catrín”, se resolverá de manera jurídica y conforme a lo que establezca la mayoría de los socios, legalmente reconocidos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba