Notas

Adiós al bienestar

alertarojanew1

 

 

 

Novedades Chetumal
.

A dos meses exactos para que el gobernador Roberto Borge entregue el poder a su homólogo electo Carlos Joaquín González, los buques insignia de su gobierno, los programas sociales Brigadas del Bienestar y Basura por Alimentos, encallaron en el marasmo político de esta agitada transición, pues se confirmó formalmente su conclusión anticipada.

Quien lanzó el mensaje de defunción de estos programas borgistas convertidos en el sello de su administración fue uno de sus principales encargados y beneficiados: Israel Hernández Radilla, quien dijo que por el cierre de la administración y por decisión de la Secretaría de Desarrollo Social e Indígena ambos programas descansan en santa paz.

limpieza brigadasEl daño colateral del cierre de estos programas es innegable, pues además de que miles de quintanarroenses tendrán que sufrir en estos dos últimos meses con sus colonias en el mayor de los abandonos, Hernández Radilla precisó que al menos 600 trabajadores “eventuales” se quedaron sin empleo, engrosando la lista de desempleados en momentos tan críticos.

En su momento las “Brigadas del Bienestar” y “Basura por Alimentos” fueron muy exitosos, aunque también acarrearon una oleada de críticas por los fines populistas y electoreros que denunciaron sus opositores, al usar los programas sociales para favorecer al PRI. Y según otros no se promovía el reciclaje, sino la pepena.

Los tímidos y ocasionales señalamientos de la oposición no fueron tan errados, pues usando estos programas como ariete el PRI logró aplastar a la oposición en las elecciones intermedias de 2013, ganando los diez municipios en disputa y 14 de 15 diputaciones de mayoría en el Congreso local.

Destaco lo positivo de las Brigadas del Bienestar con su relampagueante nivel de reacción, ya que el Ayuntamiento capitalino siempre careció de esa capacidad para atender de inmediato las peticiones de los vecinos cuyos parques permanecen en el abandono, repletos de monte y alimañas.

Entre el éxito y la crítica, Roberto Borge utilizó estos programas como herramienta política y los hizo crecer en los últimos años con las mega jornadas del bienestar en la que participaban la mayoría de las dependencias, pero no pudo sostenerlos hasta el fin de su gobierno por la derrota del pasado 5 de junio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba