Notas

Candidatos perdedores arriban al gabinete

Chetumal, 13 oct
Gabriel E. Manzanilla (Por Esto QRoo)

Es una burla para los quintanarroenses que existan servidores públicos como Alicia y Julián Ricalde, así como Arlet Mólgora Glover, que despreciaron el puesto de regidores que ganaron en el pasado proceso electoral, sólo para poder emigrar a otros cargos donde tienen mayores beneficios, convirtiendo así el proceso democrático del país en puro teatro donde no se respeta al ciudadano.

Así lo señaló el exvocero del partido Movimiento Regeneración Nacional (Morena) y exregidor de Othón P. Blanco, Fidencio Uicab Chuc, quien lamentó que el gobernador de Quintana Roo, Carlos Joaquín González, esté colocando en su equipo a personajes con malos antecedentes, donde se incluyen políticos que, por respeto al pueblo, no deberían ocupar el cargo asignado ya que anteriormente tenían otra responsabilidad pública como regidores.

El morenista sostuvo que ejemplo de ello son los hermanos Alicia y Julián Ricalde Magaña, quienes obtuvieron un cargo en el gobierno estatal gracias a los compromisos adquiridos en campaña por el gobernador Carlos Joaquín, quien ahora los ha colocado en importantes puestos sin importarle el rechazo y desaprobación que la ciudadanía tiene hacia éstos.

“Tal parece que el nuevo gobierno se está burlando del pueblo quintanarroense, porque no se está respetando el ordenamiento que se marcó en las urnas durante el pasado proceso electoral y tampoco se está colocando a personas capacitadas en los puestos de gobierno. La panista Alicia Ricalde Magaña quedó como regidora de Isla Mujeres, pero despreció este puesto para irse a la titularidad de la Apiqroo; y en el caso del perredista Julián Ricalde tiró a la basura su regiduría en Benito Juárez, sólo para poder estar al frente de la Sedesi y así sacar mayores beneficios”, comentó Uicab Chuc.

Del mismo modo, el morenista puso el ejemplo de la priista Arlet Mólgora Glover, quien tras perder la presidencia municipal de Othón P. Blanco el pasado 5 de junio, rechazó su espacio como regidora capitalina y se regresó a la comodidad de su curul en la diputación federal.
“La ley debería ser más estricta y exigente para que los funcionarios ‘chapulines’ no puedan dejar un cargo que ya tienen e irse a otro donde sientan que tienen mayores beneficios, ya que esto representa una burla para la ciudadanía porque no se está respetando lo que ellos eligieron en las urnas, y finalmente son los quintanarroenses que están quedando como expectadores viendo cómo son repartidos los cargos estatales a personas que han sido cuestionadas y que tienen malos antecedentes”, concluyó Uicab Chuc.

Finalmente, dijo que “los nombramientos a modo que está haciendo Carlos Joaquín en las diferentes dependencias gubernamentales, son acciones que hablan muy mal de este nuevo gobierno del dizque cambio, donde lo único que se está viendo es más de lo mismo que tuvimos con el PRI, porque se están repartiendo los puestos para pagar favores de campaña y se está despidiendo a gente trabajadora, únicamente para poder colocar a familiares, amigos, compadres y recomendados; lo que no me parece justo porque le espera un negro panorama a Quintana Roo y su gente”.

Un comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba