Notas

“Congeladas”, auditorías extraordinarias

Chetumal, 27 Abril

(Por Esto Q Roo).

Por el exceso de trabajo y falta de presupuesto, la Auditoría Superior del Estado de Quintana Roo (Aseqroo) tiene suspendidas las auditorías extraordinarias de las cuentas públicas estatales y municipales del ejercicio fiscal 2015, así como las cuentas públicas municipales de Benito Juárez correspondientes a los ejercicios fiscales 2014, 2015 y 2016.

Estas auditorías extraordinarias, que a la fecha se encuentran detenidas, son parte del afán del gobernador Carlos Joaquín por tumbar al auditor superior con licencia Javier Zetina González y a su auditor suplente Hugo Favio Bonilla Iglesias, para poder colocar a un auditor a modo que desde la Aseqroo se encargue de ser las tapaderas del gobierno y legislatura en turno.

Desde el pasado 29 de marzo, la XV Legislatura del Congreso del Estado giró instrucciones a la Aseqroo para que lleve a cabo la revisión de manera casuística y concreta, de los ingresos del Ayuntamiento de Benito Juárez obtenidos durante los ejercicios 2014, 2015 y 2016 por concepto de impuestos, contribuciones o recaudaciones. El pasado 16 de febrero ordenó ampliar la revisión y fiscalización de las Cuentas Públicas de todos los entes fiscalizables del estado y los municipios, para el Ejercicio Fiscal 2015.

De acuerdo con el perredista Emiliano Ramos Hernández, presidente de la Comisión de Hacienda, Presupuesto y Cuenta del Congreso del Estado, dichas auditorías extraordinarias no se han podido iniciar porque siguen a la espera de que el auditor especial designado, Manuel Palacios Herrera, presente una propuesta de ampliación presupuestaria que sirva precisamente para esos trabajos, porque se trata de un encargo que está fuera del presupuesto asignado a la Aseqroo en este año y que requiere de recursos adicionales.

Y es que los diputados joaquinistas han buscado desesperadamente que estas auditorías extraordinarias se hagan con inusual rapidez, porque el pasado 5 de abril aprobaron la licencia presentada por el auditor superior Javier Zetina González, y a partir de esa fecha sólo disponen de 60 días naturales antes de que “Javicho” regrese a la Aseqroo.

Al tener el impedimento presupuestario y exceso de trabajo, porque también el Órgano Superior de Fiscalización realiza la revisión ordinaria de las cuentas públicas 2016, al perredista Emiliano Ramos Hernández no le ha quedado de otra que decir ante los medios de comunicación que, sin importar que sea el auditor especial o el auditor superior, las revisiones extraordinarias son algo que se tienen que hacer, aunque sostuvo que no es de su agrado que Javier Zetina sea quien se encargue de estos trabajos.

El diputado Emiliano Ramos dijo que esperan que a más tardar la próxima semana el auditor especial presente su plan de trabajo y de ampliación presupuestaria para poder iniciar con las auditorías extraordinarias estatales y municipales 2015, así como las del Municipio de Benito Juárez correspondientes al ejercicio fiscal 2014, 2015 y por añadidura el 2016.

Asimismo, sostuvo que el recurso adicional que se requiere para estos encargos será aprobado siempre y cuando no sea de 20 millones de pesos, que era lo que el auditor superior con licencia, Javier Zetina, necesitaba para estas revisiones.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba