Notas

El recuento de los daños

Tiro Libre

Anwar Moguel
Novedades Chetumal
.

El azote de la onda tropical 44 que dejó caer en menos unas 72 horas el equivalente a tres meses de lluvia sobre Chetumal provocó daños catastróficos, superando incluso a los que dejaron huracanes de alta categoría, como el Dean, que golpeó a las costas del sur de Quintana Roo en 2007.

abuxapqui lluvias03Los estimados iniciales de daños se quedaron cortos, pues según declaraciones del alcalde capitalino, Eduardo Espinosa Abuxapqui, la suma total de las afectaciones ronda los mil 400 millones de pesos, cantidad que representa el presupuesto municipal de tres años completos.

El daño mayor lo recibieron las vialidades de la capital y las carreteras rurales de la zona sur. En Chetumal, donde los baches de por sí son un mal crónico, los hoyancos se multiplicaron en las calles de las colonias y en las avenidas principales.

Pero el mayor problema lo representan los desfondes que aparecieron sobre todo en calles donde el agua fluyó como río, y donde se encuentran tuberías de drenaje con mucho tiempo de servicio que no soportaron la presión de las aguas.

Los desfondes se cuentan por decenas, y requieren de un complicado trabajo de ingeniería para repararlos adecuadamente, trabajo que por supuesto no es nada barato.

Por otra parte la inédita inundación que se vivió en puntos críticos como la colonia de Las Casitas y la Proterritorio afectó a unas mil 500 familias con daños materiales que también eleva las pérdidas hasta la estratósfera.

Muchas de esas familias perdieron todo, y claman por ayuda al gobierno que poco podrá hacer para reponerles su patrimonio, a pesar de las promesas.

Y es que los millones del famoso Fonden, fondo al que los municipios acceden en caso de desastres naturales, serán a todas luces insuficiente para atender la catástrofe, mas aún si tomamos en cuenta el sobreprecio que se paga siempre en cualquier tipo de obras gubernamentales. Se irán como agua.

Pese a todo para Abuxapqui esta es una prueba de fuego, ya que ha fortalecido su prestigio político vendiendo una imagen de eficiencia al mando del municipio que dos veces ha gobernado, y hasta antes de las lluvias los capitalinos reconocían que, en este trienio, la ciudad y los servicios públicos presentaban mejorías.

Las lluvias dejaron a Chetumal igual o peor que en los trienios de Carlos Mario y Andrés Ruiz Morcillo. Ahora, Abuxapqui, quien aspira a la candidatura del PRI a la gubernatura, tiene un paquetote que debe atender en tiempo récord si espera mantener a flote sus esperanzas.

La grilla de las lluvias

La “grilla” no descansa, ni siquiera con mal tiempo. Desde el sábado pasado las redes sociales están inundadas de imágenes, notas, opiniones ciudadanas y anuncios políticos con el tema de las lluvias, en el que algunos personajes de Chetumal salieron bien parados y otros no tanto.

Y es que la población está atenta a la actuación de los políticos, en especial cuando hay contingencias, por lo que muchos  funcionarios aprovechan el momento para demostrar su “don” de servicio a la comunidad.

La cosa es que la gente no es tonta, y sabe quiénes salieron nada más a tomarse la foto y quienes se fajaron en serio cumpliendo con su papel.

De los que salieron con su imagen fortalecida de la pasada contingencia están el alcalde Eduardo Espinosa Abuxapqui, quien la verdad sea dicha, trabajó doble jornada en la última semana, y lo mismo se le vio con el agua a las rodillas en las zonas anegadas como en la zona rural, evaluando caminos y carreteras.

lluvias-mercader y chelujaTambién su escudero en el Ayuntamiento, Jorge Aguilar Cheluja, estuvo muy activo, a veces acompañando a su jefe  y a veces con directores de área municipales, pero siempre ocupado, como se espera de alguien en su posición en momentos como este.

El titular de Seguridad Pública, Juan Pedro Mercader Rodríguez, fue otro de los que desquitó el sueldo coordinando a los agentes policiacos que se lucieron en la atención a la población. Por cierto, el director de la Policía Municipal, Didier Vázquez Méndez, tampoco se quedó atrás.

Para ellos dos esta contingencia fue una oportunidad de reivindicarse –al menos en parte– con la sociedad, que les reclama como las cabezas de las corporaciones policiacas por la creciente inseguridad en la capital.

La directora de la Comisión de Agua Potable, Paula González Cetina, fue una más que se llevó el reconocimiento de la población, pues fiel a su costumbre, no se encerró en su oficina sino que estuvo en el campo de batalla antes, durante y después de las lluvias.

El reconocimiento no solo es para ella, por supuesto, sino para todos los trabajadores de la CAPA que le pusieron alma y corazón a los trabajos para desalojar el agua en toda la ciudad. La tarea fue titánica y ellos estuvieron a la altura.

También el titular de Educación, José Alberto Alonso Ovando, no se rajó. Estuvo recorriendo escuelas inundadas, coordinando a las autoridades educativas y participando en las reuniones de protección civil.

Alonso Ovando tuvo el tino de otorgar toda la ayuda posible a las escuelas afectadas, donde se le vio hasta sacando el agua a cubetazos, de la mano de los maestros.

No se puede dejar fuera de esta lista a la presidenta del DIF estatal, Mariana Zorrilla de Borge, quien en los momentos más fuertes del temporal estuvo en la calle, abonando puntos a la buena imagen pública de la que goza.

En el otro extremo hubo otros que les fue como en feria, pues fueron lapidados por la población activa en las redes sociales. Raymundo King de la Rosa, líder del PRI estatal, quien salió a entregar algunos apoyos a los afectados, recibió una andanada de descalificaciones en las redes después de que respondió a las críticas por su ausencia con unas fotos donde entregaba material de limpieza y algunos enseres a familias afectadas.

A lo mejor sus intenciones fueron buenas, pero por la forma en que manejó la información se convirtió en un enorme blanco para las críticas ciudadanas, con “memes” incluidos.

Otro que salió muy mal parado fue el director de Protección Civil Estatal, Luis Carlos Rodríguez Hoy, que nadie entiende porque sigue en el cargo si su ineficiencia es más que comprobada. En esta contingencia el director de Protección Civil Municipal, Juan Manuel Zamarripa, le dio catedra al gris funcionario de cómo actuar en casos de emergencia.

También dejó mucho que desear la actuación del yucateco José Luis Blanco Pajón, delegado federal de la Conagua en Quintana Roo, quien demostró su falta de amor a la entidad donde labora porque brilló por su ausencia. Burócrata al fin de cuentas, prefirió el trabajo de oficina que el de campo.

Playa del Carmen sigue al alza

????????????????????????????????????

Una vez más Playa del Carmen fue sede de un evento de relevancia internacional. Esta semana se realizó en la reconocida Riviera Maya la Reunión de Ministros de Agricultura de las Américas 2015, que fue inaugurada por el presidente Enrique Peña Nieto en compañía del gobernador Roberto Borge Angulo y del alcalde Mauricio Góngora Escalante.

Y es que en los últimos años la Riviera Maya se ha convertido en un imán de eventos de primera clase gracias a que, tal como destacó Gongora Escalante, este destino quintanarroense goza de una belleza natural única, que se suma a la moderna y vanguardista infraestructura turística de calidad.

Para Mauricio Góngora, serio aspirante a la gubernatura en 2016, el ser anfitrión de este tipo de convenciones impulsa sus esperanzas políticas, ya que le permiten lucirse y tejer relaciones directas con el propio presidente de la República, quien como marcan los cánones del PRI, será el que palomee al futuro candidato.

Desde las aulas

No hay plazo que no se cumpla: la Secretaría de Educación y Cultura dio a conocer esta semana las fechas para las etapas 3, 4 y 5 de la polémica Evaluación Magisterial, que se realizará en el estado los días 14, 15, 21, 22, 28 y 29 de noviembre.

En total serán evaluados mil 364 docentes y directivos de nivel básico (preescolar, primaria y secundaria) y 430 docentes de nivel medio superior.

El titular de la SEyC, José Alberto Alonso Ovando, precisó que esta primera evaluación implementada a raíz de la Reforma Educativa es obligatoria, más no punitiva, pues los maestros que resulten reprobados no corren ningún riesgo de perder su trabajo.

Sin embargo dijo que de los profesores elegidos que decidan no presentar su examen, si serán sujetos a sanciones que podrían llegar hasta el cese.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba