Notas

Libran al «Niño Verde» de investigación por homicidio

CANCÚN, 5 de mayo.-

El dos de abril de 2011, de manera extraña murió la búlgara Galina Chankova Chaneva, de 25 años de edad, quien estaba en una fiesta en el piso 19 departamento B de Emerald Residential Tower & Spa en Cancún. No se sabe si se arrojó o la arrojaron desde esa altura.

Es un asunto que quedó con muchas dudas, pero involucra y relaciona a Valentinov Danchev Kaloyan, director de ventas del grupo Vidanta en la Riviera Maya y a Jorge Emilio González, copropietario del la franquicia del Partido Verde y heredero por linaje sanguíneo de todos los negocios que se generen en esta empresa electorera con bandera ecologista.

En aquella ocasión, para deshacerse de la responsabilidad del crimen o suicidio de Galina, el también llamado “Niño Verde” dijo que el departamento no era de su propiedad, sino de su ex secretario particular en el partido, Rolando Elías Wismayer  y de su esposa Elizabeth Díaz Ortiz (a los que todos consideran que simplemente se trata de prestanombres). No sólo eso, sino que explicó que tampoco ellos tenían que ver en este deceso, porque (y otra vez vuelve a mentir) ni ellos ni él estuvieron en la fatídica fiesta, y que el verdadero culpable de todo el desenfreno, donde corrió droga y alcohol sin límites (ver las declaraciones Minko Merio Pinclev, averiguación previa CAN/1617/2011), fue el búlgaro Valentinov Danchev a quien le habían supuestamente rentado el lugar (aunque posteriormente también se lavó las manos al asegurar que lo había prestado a otro amigo).

Y para demostrar que lo habían arrendado, González se ufanó de haber hecho una labor de investigación reporteril y mostró una carta, escrita a mano, que envía Danchev Kaloyan a los supuestos dueños, donde se autoculpa por las molestias que esta muerte ocasionó a los residentes. Expone también que quien hizo todo el trámite de renta del departamento de lujo fue su esposa, Katia Penélope Ramírez León, por seis mil dólares mensuales. Anexó como identificación una credencial del IFE de Valentinov -que lo acreditaría como mexicano, porque ya fue nacionalizado-, tramitada en Puerto Peñasco, Sonora, aunque daba la dirección de Mayan Palace Riviera Maya.

“Quiero informarles que el 02 de abril 2011 alquilé a los amigos apartamento 19 -B de la Esmeralda para organizar una fiesta, en la que una joven mujer puso fin a su vida, se desconocen cuáles fueron los motivos. Ofrezco mis más sinceras disculpas a usted y los residentes de la molestia que esto puede haber causado”.

UNA MANO LAVA A OTRA

Los nexos entre Daniel Chávez Moran, dueño de un hotel depredador de la naturaleza, con este dirigente “ecologista” no son sorprendentes ni raros. Aunque parezca una contradicción, es parte de un modus operandi para el ahora senador. Cabe recordar que hace varios años un video reveló cómo le pidió a un empresario dos millones de dólares a cambio de ayudarlo a aprobar la destrucción de un área protegida.

Así, la “generosidad” de los empresarios compran el silencio de los pseudoecologistas; para Jorge Emilio es todo un modelo económico y con Daniel Chávez no era distinto. El magnate incluso “sacrificó” a su mano derecha para librar al “verde” de un posible homicidio.

Aunque Jorge Emilio juró «por su abuelita» que no estuvo en ese bacanal, otro búlgaro, el ya mencionado Minko MerioPinclev, dijo que ahí estuvo su amigo González y lo ubica como verdadero dueño del inmueble. Para dar elementos que pueden configurar trata de blancas, vale mencionar que Galina Chankova tenía apenas unas horas de haber arribado a Cancún, procedente de Ámsterdam, Holanda, en compañía de Gergana o Ivanova Ralitsa, pasaporte búlgaro número 440028523, contratadas por una «agencia de modelos» para que esa misma noche trabajaran en la fiesta organizada por el ex dirigente del Partido Verde Ecologista de México (PVEM), Jorge Emilio González Martínez.

Pidev declaró ante el subprocurador de la Zona Norte, Ludwig Alejandro Vivas Arjona, y la representante de la Fiscalía Especializada en Delitos Sexuales, Ingrid Alejandrina Flores Arjona, que en el clímax del festín, antes de las dos de la madrugada de la madrugada, Galina fue introducida a un cuarto y fue violada por dos sujetos (el forense Alberto Domínguez, corroboró esto). Ella salió y regresó al cuarto armada con un abrelatas con el que intentó atacar a sus agresores. No se sabe si los hirió, pero ella resultó con heridas en la mano y  terminó muerta al volar desde el piso 19 de la torre hacia el vacío. La concurrencia, muchos políticos y la mayoría de la dirigencia del Partido Verde en Quintana Roo, huyó despavorida. Todos negaron estar presente y las autoridades borraron los videos de las cámaras de seguridad. Incluso, el cuerpo de la chica fue cremado en pocas horas para borrar cualquier posible evidencia.

El “Niño Verde” sigue metido en escándalos personales a lo largo y ancho del país, mientras que Valentinov sigue feliz haciendo negocios con la ayuda de su protector Daniel Chávez Morán.

Fuente: Rafael Santiago (QUEQUI)

2 comentarios

  1. Actualmente existen leyes sobre el uso de los datos personales sobre un aviso de privacidad, ¿dónde encontramos esto dentro de su sitio web? Gracias

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba