Notas

Ovando y Mendicuti, ¿mercenarios?

Tiro Libre

Anwar Moguel
Novedades Chetumal
.

Eduardo Ovando Martínez y Gabriel Mendicuti Loría, relevantes personalidades del priismo local, han tomado una inesperada distancia del partido que los ha encumbrado tras la designación del ex alcalde playense Mauricio Góngora Escalante como el virtual candidato a la gubernatura por la coalición PRI-Verde-Panal, lo que ha desatado toda clase de rumores y especulaciones sobre sus intenciones políticas.

Porque de que las tienen, las tienen. Ambos son políticos con mucho millaje recorrido y que conocen a la perfección como se mueven los intestinos del colosal monstruo tricolor. Ambos han participado en innumerables campañas y son estrategas de primer nivel, de esos que no pueden desperdiciarse, mucho menos en una batalla tan ruda como la que se espera en este 2016.

Por esas razones llama muchísimo la atención el repliegue táctico que han realizado justo en el arranque de las hostilidades electorales, cuando se suponía que debían cerrar filas en torno al proyecto de su partido.

????????????????????????????????????

El primero que dio de que hablar fue Gabriel Mendicuti, ex secretario de Gobierno y ex aspirante a la candidatura que llegó hasta el último tramo antes de ser descalificado. Renunció a su posición casi de inmediato y desapareció de la escena política.

Los rumores se desataron con fuerza por su notoria ausencia en el evento de registro de Mauricio Góngora Escalante en la sede del PRI, hecho que muchos interpretaron –con bastante razón- como una muestra de claro descontento.

Esta semana el experimentado político playense tuvo la oportunidad de acabar con los rumores, pero decidió no hacerlo. Ante algunos reporteros de medios locales evitó dar una respuesta directa cuando se le preguntó si piensa renunciar al PRI. No dijo ni sí, ni no, dejando la puerta abierta a las posibilidades.

Eso sí, expresó que estuvo satisfecho con la forma en que se realizó el proceso interno priista y dijo que Mauricio Góngora es su buen amigo, aunque su alejamiento total del ungido priista parece insinuar que esta amistad no es tan cercana como asegura.

Por su parte, Eduardo Ovando levantó olas en las aguas de la política al presentar su renuncia como asesor del gobierno estatal, anticipando un movimiento que sería en los hechos mucho más significativo que el de Mendicuti, por el peso político que tiene el chetumaleño.

Poseedor de la “Red de Amigos”, una poderosa estructura levantada con esfuerzo propio desde que intentó llegar a la gubernatura en el 2005, Eduardo Ovando es un pez gordo de la política local aún en esta etapa de su vida, cuando las fuerzas físicas no son las de antaño.

Ovando mostró el músculo durante los días previos a la designación al convocar nutridas reuniones en distintos municipios del estado, dejando claro que su estructura sigue afinada y que todavía no pierde el arrastre.

Pero el político chetumaleño apostó por el diputado federal José Luis “Chanito” Toledo, quien al final no fue favorecido, y hasta el momento no se ha puesto a las órdenes del precandidato Mauricio Góngora.

¿Qué pretenden Ovando y Mendicuti con este alejamiento en momentos en que el PRI necesita más que nunca mantenerse en unidad? La respuesta no se sabe, pero la motivación sí: ambición.

Como buenos políticos y buenos priistas, saben que es momento de llevar agua a su molino, aún en contra de su propio partido. El amague de ambos, de mantener el suspenso sobre los pasos que darán, es una clara apuesta para recibir generosas ofertas, ya sea del Tricolor o de cualquiera que pueda pagar bien por sus servicios políticos.

Tienen fichas, sí, pero también están usando un “bluff” para cotizarse mejor. Los rumores acercan a Mendicuti con el cozumeleño Carlos Joaquín y a Eduardo Ovando con la candidatura a la gubernatura de Movimiento Ciudadano y su silencio intencional contribuye a alimentar la especulación.

Twitter: @politicaQR      Web: www.politicaqr.com

2 comentarios

  1. es ridiculo pensar que la gallina quiera seguir mamando del gobierno y mas cuando a sus hijos y yerno los han posicionado sin mérito alguno yunen, paola y eduardo y vicente parasitos de una red sin fuerza, que solo sirve para que siga mamando dinero esta gallina vieja.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

4 × uno =

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba