Notas

Por si faltaba algo más: subirá el agua potable

Chetumal, 4 enero
Miguel A. Fernández (Por Esto QRoo)

Además de las alzas en gasolinas, gas doméstico y la energía eléctrica, los quintanarroenses también pagarán más por el servicio de agua potable.

Lo anterior porque las tarifas de uso doméstico, comercial, industrial, hotelero, de servicios generales y parques acuáticos podrán ser actualizadas cada vez que exista un incremento en el costo de la energía eléctrica, aplicándoles el porcentaje resultante de multiplicar un factor del 30 por ciento al incremento por central de la energía eléctrica.

De acuerdo con la Ley de Cuotas y Tarifas para los Servicios Públicos de Agua Potable y Alcantarillado, Tratamiento y Disposición de Aguas Residuales de Quintana Roo, establece en su artículo 7, establece que, “El monto de las cuotas y tarifas que se establecen en este ordenamiento, se actualizarán mensualmente en la misma proporción en que lo haga el índice nacional de precios al consumidor que publique el Instituto Nacional de Estadística y Geografía en el Diario Oficial de la Federación, dicho factor se obtendrá dividiendo el Índice Nacional de Precios al Consumidor del mes anterior, al más reciente del período entre el citado índice correspondiente al mes anterior, al más antiguo de dicho período, salvo las relacionadas con el uso doméstico para las cuales se considerarán los incrementos al salario mínimo vigente en el Estado”.

Pero con las reformas de marzo de 2011 se adicionó que, “Adicionalmente, las tarifas de consumo doméstico, comercial, industrial, hotelero, de servicios generales a la sociedad y parques acuáticos, podrán ser actualizadas cada vez que exista un incremento en el costo de la energía eléctrica, aplicándoles el porcentaje resultante de multiplicar un factor del 30 por ciento al incremento porcentual de la energía eléctrica”.

Supuestamente, en esta ley, las tarifas y cuotas deberán ser suficientes para cubrir los costos derivados de la operación, el mantenimiento y la administración de los servicios; la rehabilitación, conservación y el mejoramiento de la infraestructura existente; las inversiones necesarias para la expansión de la infraestructura; la amortización de las inversiones realizadas, y los gastos financieros de los pasivos.

Por ello, “las cuotas y tarifas podrán incrementarse en términos reales o reestructurarse mediante estudios técnicos y financieros que realice la Comisión, que lo justifique, los cuales deberá presentar a la Legislatura del Estado, para que, en su caso, apruebe lo conducente”.

De tal manera, que con los incrementos proyectados en la energía eléctrica, se espera que, se registren más golpes al bolsillo familiar, entre ellos el aumento a las tarifas de un servicio tan indispensable como el agua potable.

2 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba