Sufrido efectivo, sí reelección

Nueve diputados-candidatos para la reelección se oirán y se verán en campaña presumiblemente diciendo que con ellos la historia del Estado será distinta.

Es vital examinar con firmeza la necesidad del cambio.

Qué pasa si hay reelección para seguir en el proscenio legislativo a ultranza de no querer ver más allá del deseo particular, si no la ira y la desesperación al aceptar que tal decisión involucra a los que serán proclives para servirse, no para servir.

La reelección de diputados no debería ser admitida como aséptico al intestino del H. Congreso del Estado. De qué ha valido entonces que la comunidad quintanarroense esté cautiva con el malestar interior que aqueja. Lo que se debe apreciar es el aprendizaje útil para el futuro -a la antigüita- “sufragio efectivo no reelección”.

Sólo con el voto democrático serán despojados de ese caso desalentador y se podrá elegir a los que no se tiene duda al contar con la confianza del electorado quintanarroense en una elección que erradique la mezquindad marcada por la arrogancia egocéntrica e importune a quienes creen que están del lado correcto, estando en el lado equivocado.

Ya no hay tiempo para la revocación de la reelección, los ciudadanos escucharán cuando se predique la sagrada ley actual.

La elección del 2 de junio será el epicentro del electorado quintanarroense para crear conciencia por el descontento al cruzar condiciones objetivas con voluntad de cambio.

No es secreto que el afán de los últimos tiempos apunta hacia una salida exitosa a través del sufragio democrático. -Vox Populi, Vox Dei.

Los barruntos de un diputado*

*Barrunto: -Indicio que hace presagiar lo que va a ocurrir-

La crítica en el patio quintanarroense señala como el personaje con la percepción más predominante con indicios de ser miembro de una prosapia privilegiada para continuar como diputado plurinominal.

El emblemático diputado panista, Eduardo Martínez Arcila, lidera el H. Congreso del Estado con la influencia de huestes aliados y camarillas locales del amasijo de la panadería local, el que sin hacer campaña seguirá entre candilejas ocupando una curul en el proscenio legislativo levantando la mano.

La idea de rechazo hurga en la mente de los quintanarroenses que otra vez se halle el diputado en desmedro del Pueblo –para deteriorar y estropear- ya que existe predilección y favoritismo del Partido Acción Nacional dándole la absolución “de todos sus pecados”.

El presidente estatal de Acción Nacional, Juan Carlos Pallares Bueno, mantiene al diputado de marras en el número uno de la lista para impulsarlo–otra vez- como diputado plurinominal, porque solo hay de dos, una es que va y, la otra es, que va porque va, a pesar que el pueblo no lo quiere ver ni siquiera alzando la mano.

Con esta decisión el legislador panista en cuestión proseguirá sosteniendo el efecto crematístico, dinero-poder, olvidándose de legislar a favor de la comunidad. Como lo ha estado haciendo al frente de la XV Legislatura, por concluir, -afortunadamente-.

Así continuará como diputado plurinominal en la próxima XVI Legislatura sin meterse en la andanada proselitista. -Qué fácil, no?

El desgaste legislativo lucirá incansable porque según los barruntos del diputado en mención proseguirá por tres años más con los efectos que se mostrarán en las coincidencias del pasado.

Millonaria inversión extranjera para el sur del Estado

Anuncia gobernador Carlos Joaquín que el sur de Quintana Roo recibirá 620 millones de dólares de inversión extranjera en proyectos de Chetumal, Bacalar y Felipe Carrillo Puerto, potenciando la diversificación económica y el desarrollo de sus habitantes.

Cuatro proyectos, con una inversión de más de 620 millones de dólares, se presentaron para la zona sur del estado, de los cuales dos son del sector turístico-inmobiliario, otro de salud y uno más de agroindustria.

En el marco del Encuentro Empresarial en la Frontera Sur de Quintana Roo: Hacia una Agenda de Inversiones, el primer proyecto presentado fue el complejo hospitalario K&A para la ciudad de Chetumal, cuya inversión asciende a 200 millones de dólares de origen canadiense, y consiste en la construcción de un hospital general y un centro quirúrgico, así como un centro de rehabilitación de largo plazo.

Marc Kealey, director general de K&A, explicó que los estudios de factibilidad arrojaron que ya existe una comunidad de 70,000 canadienses con alguna propiedad de descanso en México, de los cuales, más de 80% son de la tercera edad, lo cual significa que el mercado con mayor potencial es el de personas de más de 60 años que buscan lugares con seguridad garantizada, pero también con servicios de salud certificados al mismo nivel que en Canadá.

En tanto que 30% de los 40 millones de canadienses que conforman la población total de ese país tiene más de 60 años, por lo que el mercado potencial es aún mucho más grande para proyectos como el centro hospitalario K&A.

Sin embargo, el objetivo del proyecto es mucho más amplio, pues el hospital general buscará atender a la población local, abriéndose a pacientes beneficiarios del Seguro Popular, además de que habrá un intercambio médico y académico, con el objetivo de elevar los estándares de calidad y equiparar los servicios a los estándares canadienses de salud, indicó el directivo.

Deje un comentario

16 − 7 =