Bacalar, sin capacidad para turismo masivo

Chetumal, 13 mayo
Joana Maldonado (La Jornada Maya)

Desde el año pasado, el Programa de Ordenamiento Ecológico Local (POEL) de Bacalar se mantiene inconcluso y sin vigencia. Ninguna autoridad parece tener prisa por aminorar el impacto que está dejando a su paso el turismo creciente y la infraestructura hotelera que se desarrolla, lo que ha desatado la preocupación de la sociedad civil y empresarios por la posibilidad de un colapso. 

Y es que además del fenómeno del sargazo que se presenta en las playas que ha redireccionado visitantes, Bacalar es un destino de moda desde el año pasado por lo que registra un aumento considerable de visitantes, reconoce la dirigente de los hoteleros, Linda Argaez Calderón. 

“Estamos recibiendo más visitantes, no solo en los hoteles sino de casas que se rentan vía Airbnb, entonces no hemos sentido un aumento en la ocupación en general, si hay más turistas, pero también más oferta, hemos tenido bastante ocupación”, expresó.

Pese a lo que pudiera considerarse un éxito turístico, se dijo preocupada porque ante el incremento de turistas también han aumentado los proyectos hoteleros de gran impacto pese a que desde agosto del año pasado no se ha convocado a una nueva reunión para la construcción del POEL y éste no se aplica.

“No vemos que esté caminando y se está aprovechando para seguir construyendo por todas partes, por la costera, por todos lados, incluso después de la carretera se están construyendo muchos hoteles que se hacen sin límites ni reglas”, indicó. 

Para Argáez Calderón esto representa un problema, pues aunque aumente la demanda y la oferta, las autoridades están ignorando que sin la Laguna de Bacalar, no habrá futuro de desarrollo para la región. Señaló que por el incremento de cuartos hoteleros y la demanda de la población, Bacalar no está preparado para recibir turismo masivo.

Hizo un exhorto al Ayuntamiento de Bacalar y a la Secretaría de Medio Ambiente para acelerar los trabajos de diseño del POEL y a solucionar temas como drenaje, recolección de basura y otros temas pendientes. 

Diversificar el turismo 

“No queremos que Bacalar se convierta en un destino masivo, todo incluido, queremos algo exclusivo en donde llegue el turismo de alto nivel adquisitivo, sin cerrarle las puertas a nuestros compatriotas, porque la Laguna no va a aguantar (…) necesitamos visitantes que disfruten de la naturaleza”, indicó la empresaria.

Urgió que las autoridades reaccionen ante esta problemática “porque de nada servirá una gran infraestructura sin laguna”.Consideró que el turismo debe ser diversificado y ofrecer además de la Laguna, otros servicios y actividades para restar carga al cuerpo lagunar y las actividades acuáticas que ahí se realizan.

Ante este panorama, el sector no se ha quedado con los brazos cruzados e inició desde hace unas semanas una campaña de educación ambiental dirigida a los visitantes para hacerlos conscientes de la fragilidad de la laguna y factores como los estromatolitos.

Incluso los taxistas están participando de esta campaña que busca cuidar este sitio, enfocándose al cuidado de los estromatolitos, la vida del caracol chivita y aves que predominan en la región.

“Estamos poniendo carteles y lonas, toda la información que nosotros debemos como anfitriones dársela a conocer a los habitantes de qué pueden y no pueden hacer y por eso se está poniendo la información para que no haya pretexto de que no sabían, y se está capacitando a los prestadores para que desde las recepciones de los hoteles y taxis, se les informe que es un ecosistema frágil que debe ser respetado, la gente así conoce su lugar y se siente orgulloso”, indicó.

Regularizar actividades agrícolas

Consciente de que no solo lo que se encuentra cercano a la laguna afecta el entorno, la empresaria urgió actualizar la legislación en materia de agricultura en donde quede claro que debe prohibirse el uso de transgénicos y agroquímicos. 

“Todo se filtra y va a dar a la laguna, es importante que se regule, que se legisle en contra de todos los factores que se convierten en nutrientes”, dijo al hacer notar el crecimiento de un alga verde al fondo de la laguna, sobre todo a las orillas en la zona de la ciudad.

Deje un comentario

cinco × uno =