Principales

Casi degollan a par de hombres en las Américas 1

Chetumal, 31 de agosto

Los hermanos Eduardo y Ezequiel convalecen satisfactoriamente de las lesiones que sufrieron ambos en el cuello al ser atacados por un trío de delincuentes en el fraccionamiento Las Américas 1; policías estatales y ministeriales no lograron detener a los agresores, quienes se refugiaron en un predio cercano.

Policías estatales, ministeriales, así como paramédicos de la Cruz Roja acudieron a la avenida Luis Manuel Sevilla Sánchez con Honduras, en el fraccionamiento Las Américas 1, al tener conocimiento de dos personas lesionadas con arma blanca.

Paramédicos de la Cruz Roja brindaron la atención adecuada a los hermanos Eduardo y Ezequiel CH., quienes presentaban, el primero, una herida penetrante de casi 2 centímetros, y el segundo, de 3 centímetros, ambas en el costado derecho de sus cuellos, con abundante sangrado.

degollados5De inmediato les detuvieron la hemorragia y los trasladaron de urgencia al Hospital General, en donde fueron atendidos a la brevedad posible por lo delicado de sus heridas, aunado a la pérdida de sangre.

Policías ministeriales y estatales se entrevistaron con José J.L., de 28 años, quien informó que acudía a verse con los dos hermanos, y al caminar sobre la avenida Luis Manuel Sevilla Sánchez, antes de llegar a la calle Honduras, vio que tres sujetos sometían y golpeaban a dos personas, pero hasta ese momento no los había reconocido.

Pero fue Eduardo quien le gritó pidiendo ayuda, y al intentar apoyarlos, uno de los agresores le bloqueó el paso y lo invitó a no meterse, de lo contrario terminaría igual que ellos, pero dijo desconocer a esas personas y el motivo de la agresión.

Observó que antes de retirarse los tipos lesionaron a los hermanos, al parecer con una navaja, a la altura del cuello, se dieron a la fuga sobre la calle Honduras y se refugiaron en una vivienda cercana.

Debido a que sus amigos sangraban profusamente, les quitó la camisa para colocárselas en el cuello y evitar que siguieran perdiendo sangre, mientras los vecinos pedían apoyo al número de emergencias.

Cabe señalar que aunque los policías preventivos y ministeriales acudieron al predio donde se resguardaban los agresores, tras varios llamados nadie abrió la puerta, sin embargo ya están plenamente identificados.

Jorge Luis Uc (Por Esto QRoo)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba