Principales

El PRI, simple adorno en el Congreso local

Chetumal, 9 mayo
(Por Esto QRoo)

Desde el Congreso del Estado la bancada del Partido Revolucionario Institucional (PRI) no ha sabido aprovechar su espacio como oposición, quedando fracturada ante la falta de unidad y la ausencia de un verdadero liderazgo partidista.

En medio de todo esto se encuentra Raymundo King de la Rosa, excoordinador de la fracción priista en la XV Legislatura y actual candidato de la coalición PRI-PVEM-Panal al Senado de la República, quien tras su paso por el Poder Legislativo no supo dirigir a sus compañeros de bancada y eso les costó perder la Gran Comisión del Congreso del Estado, así como otra serie de desaciertos que evidenciaron su falta de liderazgo y el rechazo que le tienen sus mismos correligionarios.

Desde que asumieron el rol de diputados de la XV Legislatura, en septiembre de 2016, los priistas demostraron que no existe la unidad en el Congreso del Estado, donde cada quien hace lo que quiere y utiliza su voto como mejor le convenga, incluso si es necesario negociarlo con la coalición opositora del PAN-PRD.

Esto les costó perder el máximo órgano de control interno del Congreso del Estado, conocido como la Gran Comisión, que finalmente quedó en manos del gobierno PAN-PRD y de sus diputados.

Dos diputados priistas fueron pieza clave para entregar la Gran Comisión a los panistas y perredistas, con lo que consumaron la gran traición de la alianza PRI-PVEM-Panal en el Congreso del Estado, pues a partir de ese momento vendrían una serie de malas decisiones que le quitarían al PRI su peso como oposición, solapado en todo momento por el excoordinador de bancada Raymundo King de la Rosa.

El día de la elección para conformar la Gran Comisión del Congreso local, la diputada priista Elda Candelaria Ayuso Achach dijo sentirse enferma para poder faltar a la sesión, mientras que el diputado Juan Carlos Pereyra Escudero vendió su voto al PAN-PRD para posteriormente renunciar al PRI y declararse legislador independiente.

A pesar de su traición y “doble cara política” que la caracteriza, Elda Candelaria Ayuso fue premiada con la candidatura priista a la diputación federal por el distrito 04; en tanto que Juan Carlos Pereyra Escudero ahora es coordinador de campaña del PAN.
Lejos de buscar la conciliación de su bancada y fortalecer su posición como partido opositor, Raymundo Kig de la Rosa prefirió desperdiciar la mayoría legislativa que representaban las fracciones del PRI-PVEM-Panal, manteniendo en todo momento una postura sumisa y dejando entrever su obediencia a los designios marcados por el gobernador Carlos Joaquín y por su gobierno del PAN-PRD.

La falta de liderazgo de King de la Rosa es la causa de que la bancada priista en el Congreso del Estado esté tan desordenada, sin que a la fecha hayan podido sacar la mayor parte de sus iniciativas presentadas, además de que sus diputados actúen por cuenta propia y para beneficio personal.

Al día de hoy, la fracción parlamentaria del PRI en el Congreso local se encuentra fracturada, esperando corregir el rumbo con los diputados que aún le quedan, siendo éstos Jenni Juárez Trujillo, Alberto Vado Morales, José Luis González Mendoza, Francisco Gildardo Pérez Babb y Manuel Tirso Esquivel Ávila.

La fractura del partido tricolor no sólo se observa en la XV Legislatura, sino que también alcanza las estructuras municipales y estatales, muchas de ellas en rechazo a la dirigencia de Raymundo King y la imposición de candidatos en las elecciones del próximo 1 de julio.

3 comentarios

  1. buen dia a pesar de que ya perdió en el congreso y a parte el paz descanse el partido revolucionario institucional del pri todavía cree que va a llegar no lo creo sus mismos compañeros ya no lo quieren sera que se baña con jabon palmolive para que todo le resbale

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

12 − siete =

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba