Principales

Reflexiones de la visita presidencial

La evaluación de manera adecuada con el significado alcance y consecuencias de un hecho por demás importante, con la reciente visita a Quintana Roo del presidente de México, Andrés Manuel López Obrador con la recepción del Gobernador, Carlos Joaquín González, los cuales tuvieron posturas acertadas.

Como primera importancia se habló del sargazo que afecta a los litorales del Estado amén que inoportuna al turismo, en tanto y cuanto deviene una apreciación maliciosa y tendenciosa con declaraciones flamígeras que ya que es objeto que el presidente AMLO está en mucho alejado de la obligatoriedad de desentrañar la verdad detrás del asunto del sargazo y, en mucho, más cercano al Estado reafirmó que es muy grave el problema.

Al concretarse la urgencia del retiro del sargazo de las playas de Quintana Roo, el presidente AMLO conocedor de las triquiñuelas de las empresas en cuestión que ya se preparaban con la enhebra y la tenebra para allegarse buenos dividendos, porque que en la visita el presidente AMLO, -dijo-, se avocará la Secretaria de Marina, SEMAR, a ordenar el proceso del retiro del sargazo que ciertamente ya está concentrada para tal fin.

Las opiniones enmarcadas en el modelo señalado resultan ingredientes malolientes de un concurso de empresas donde, por un lado, conforman una comparsa de egos con contratos incapaces y desentendidos de medir el impacto que genera el sargazo y, por el otro lado, metiendo la mano en las arcas, por lo que se avistan grupos antagónicos al gobierno de AMLO.

AMLO réferi en el ring estatal

Al darse a conocer el pugilato de la alcaldesa de Solidaridad, Laura Beristain Navarrete acompañada por su “second”, Maribel Villegas Canché, –las dos pugilistas “morenas”-  contra el gobernador CJ, jamás pensaron lo trascendente de la realidad.

Tuvo que actuar la autoridad de AMLO como réferi separando del “break” a las amazonas peleadoras que no querían soltar del “clinch” al mandatario estatal sino a ensalzarlo en el ajo a como diera lugar. –“Trabajen juntos para que no haya problemas”, les dijo el presidente López Obrador.

Laura Beristain y Maribel Villegas, tal para cual, día tras día, sólo les importa demostrar que tienen la razón, aunque tal razón no sea más que la suya y no se podría catalogarse de acertada con bravuconadas.

“Trabajemos juntos, que haya cordialidad, que no haya problemas entre nosotros”, habría dicho el Presidente AMLO en su visita al Estado en un momento en que coincidió con Carlos Joaquín y la Alcaldesa de Solidaridad Laura Beristain junto con la senadora Marybel Villegas.

Un comentario

  1. la cara de estupido de carlos joaquin diciendo ya no podre hacer mis bussiness, por cierto donde estan los 6 millones que desvió con borges.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

14 + 4 =

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba