Columnistas

El botín de las 10 pluris

alertarojanew1

.

.

.

Novedades Chetumal
.

Sin sudar una sola gota haciendo campaña, un selecto grupo de dirigentes partidistas, sindicales y algunos militantes consentidos tienen asegurada su llegada al Congreso local, gracias a la cuota de poder que nuestro sistema político obsequia a los partidos con la cuestionada regla de la “representación proporcional”.

De los 25 diputados locales de Quintana Roo, solo 15 son electos en las urnas, mientras que los 10 restantes acceden a una curul sin despeinarse gracias a los votos que obtienen los candidatos de mayoría, sin importar que gocen o no de la simpatía ciudadana.

Las “pluris” se reparten a discreción en las cúpulas de los partidos, por lo que no es extraño que en este proceso local cuatro dirigentes estatales se hayan asegurado una diputación para sí mismos, pisoteando la democracia que tanto pregonan.

arcila 09Fijos en el primer lugar de la lista de pluris están Eduardo Martínez Arcila, presidente estatal del PAN; Emiliano Ramos Hernández, dirigente del PRD; Raymundo King de la Rosa, líder del PRI, y hasta Carlos Mario Villanueva Tenorio, quien ocuparía la diputación por segunda ocasión como premio por dirigir al Partido Encuentro Social.

Nueva Alianza reservó el lugar de privilegio para el líder local del SNTE, Rafael González Sabido, cuya subordinación al grupo que controla el partido en la entidad bastó para estar con un pie y medio en el Congreso local.

El PT colocó en primer lugar al dos veces ex regidor, Rivelino Valdivia Villaseca, ya que el eterno dirigente del partidito de izquierda, Hernán Villatoro Barrios, es diputado en la actual Legislatura y no logró imponer a su esposa en la pluri.

En el Verde los jaloneos están a todo lo que dan para ver quién se queda con la o las pluris que les corresponden, pero suena fuerte para encabezar la lista la ex diputada local y ex diputada federal Gabriela Medrano Galindo.

Movimiento Ciudadano aún no define a sus candidatos pluris, mientras que Morena fue la única excepción a la regla, ya que la primera posición no quedó en manos del dirigente estatal sino en un tal Juan Ortiz Vallejo, que fue el afortunado ganador en la polémica rifa de diputaciones que realiza este partido.

Los primeros de la lista tienen la curul amarrada, y solo les resta esperar en su hamaca a que los candidatos de mayoría suden en sus campañas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba