Columnistas

Quintana Roo y sus 4 décadas

A TIRO DE PIEDRA
Julián Santiesteban

El contexto histórico en el que Quintana Roo cumple 40 años como entidad federativa es por demás particular, pues por un lado se encuentra consolidado como el principal destino turístico de América Latina, es acaso la entidad más cosmopolita de la república con habitantes de todo el mundo, y aun así la búsqueda de identidad es una constante.

Erigida el 8 de octubre de 1974, junto con Baja California Sur, Quintana Roo es la segunda entidad con mayor crecimiento poblacional del país, y fenómenos como la inmigración de toda la República Mexicana ejercen una enorme presión a la planeación gubernamental, con una población eminentemente urbana y con un legado histórico de la cultura maya que cada vez se refuerza más como baluarte estatal.

Se estima que más de la mitad de la población quintanarroense ha nacido fuera del estado; cuando se aprobó el decreto de creación estatal ni siquiera el actual mandatario, Roberto Borge Angulo, no había siquiera nacido; o el diputado presidente de la Gran Comisión del Congreso estatal, José Luis Toledo Medina; habían nacido. Ello muestra la dinámica política local, pero también evidencia de la necesidad de acompasar, en materia política, el pasado y presente de la entidad más joven de México; mucho antes de pensar en “la jubilación” de quienes se han esforzado por aportar al crecimiento estatal.

Múltiples fueron los retos que se sortearon para constituir la entidad, se pobló el suroeste, a lo largo de la frontera con Belice, y hoy esa zona es la región agrícola más importante del Estado. Se tuvo que incentivar el poblamiento de la región norte para poder iniciar la actividad turística; y en 40 años se ha multiplicado 17 veces la población estatal, hasta contar con poco más de un millón y medio de habitantes, ocupando el lugar 26 a nivel nacional, y los resultados del fomento turístico a nivel internacional están a la vista.

Quintana Roo es la suma de todos los esfuerzos por hacerlo crecer, fue creado con 7 municipios y llega a su 40 aniversario con 10; a un día de iniciado el proceso electoral federal, será esta la última ocasión en que se elijan tres diputados federales, pues para el siguiente proceso le será otorgada una más, por efecto de su crecimiento poblacional, y antes de que la actual legislatura y administración estatal concluyan, será creado un municipio más, el de Puerto Morelos, a 20 kilómetros al sur de Cancún.

Pero el crecimiento alcanzado tiene muchos pendientes: 3 de los 10 municipios se encuentran aun en el rango de “alta” y “muy alta” marginación; la ola de robos en toda la entidad muestra que los cambios en el área de seguridad no han rendido los resultados esperados, y además la entidad se ubica en el segundo lugar nacional por el delito de extorsión. La ubicación geográfica estatal la convierten en el principal punto de ingreso de mercancías ilegales como alcohol y tabaco vía el vecino país de Belice; temáticas todas que representan retos para las autoridades para los próximos años.

Para cuando el aniversario 41 llegue, el proceso federal habrá concluido y los nuevos diputados federales habrán tomado protesta. Además, el proceso electoral local para renovar la gubernatura y las diputaciones locales estará ya en marcha, por ello el simbolismo de este 40 aniversario y el reconocimiento que las actuales autoridades hacen a lo logrado en estas cuatro décadas; por ello también la más absoluta honestidad sobre los pendientes que legarán a quienes los sucederán.

Siete gobernadores y catorce legislaturas estatales ha tenido Quintana Roo; entidad que es un espacio fructífero para la prosperidad de miles de familias que aquí llegan; faltará aun que su incipiente clase política aprenda a reconocer lo bien logrado y se prepare en conjunto para lo mucho que falta por construir, así observa desde aquí, A Tiro de Piedra. Nos leemos en la próxima.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba