NotasPrincipales

Alicia Ricalde desdeña a su estado

CHETUMAL, 28 de abril.-

A finales de 2013, la cámara de Diputados del Congreso de la Unión aprobó una partida especial de cinco mil millones de pesos para que los 500 diputados federales puedan canalizar 10 millones de pesos cada uno para obras en sus comunidades. Esos recursos ya fueron etiquetados en el Presupuesto de Egresos de la Federación (PEP 2014) y, según documentos oficiales, la diputada del PAN de Quintana Roo, Alicia Ricalde, determinó con su coordinador de fracción, Luis Alberto Villarreal García, que esos recursos vayan directo a comunidades de Yucatán, algo que al interior de Acción Nacional de Quintana Roo no se ha visto con buenos ojos.

“No es posible que con tantas necesidades en las comunidades de nuestro estado, ella beneficie a Yucatán; si bien es el mismo México y no es ilegal enviarle esos recursos, es lamentable que no priorice su estado, porque nos imaginamos que el PAN de Yucatán tiene quién levante la voz en el Congreso por ellos”, dijo uno de los líderes panistas.

Según los recursos asignados de esa partida, 3.5 millones de pesos irán para la comunidad de Tahmek, para una cancha de fútbol y pasto sintético; 3.1 millones de pesos para Chemax, en la construcción de una concha acústica; y 3.5 millones a Tixkokob, para la construcción de banquetas.

Desde su oficina en la Ciudad de México, argumentaron que en el PEF 2013, Ricalde ya etiquetó recursos para los municipios de Isla Mujeres, Benito Juárez y Othon P. Blanco; sin embargo, como la diputada llegó a la banca como por la Tercera Circunscripción Plurinominal “y destinó para el 2014 recursos para municipios del estado de Yucatán, que se encuentra dentro de su circunscripción”, dijeron.

COMISIONES Y PROMESAS

El diputado federal Víctor Manuel Jorrín Lozano, de Movimiento Ciudadano (MC), en su momento aclaró que cada una de las siete fracciones parlamentarias determinó cómo se repartiría el dinero, que no se entrega en efectivo, sino etiquetado para obras:

“Le toca a cada uno de los diputados 10 millones para poder hacer alguna obra en su comunidad, en su distrito, y eso se distribuye en cada fracción. Cada diputado decide a dónde etiqueta y a dónde quiere que vaya esa obra. Ya depende de cada fracción cómo lo utiliza”, describió.

Recientemente, la prensa nacional publicó que Luis Alberto Villarreal García, coordinador de la fracción del PAN, pedía hasta 35 por ciento de comisión por el envío de recursos, según una investigación del periódico AM publicada el 19 de marzo (ver recuadro).

El mismo Villarreal García estuvo el 18 de julio pasado en Isla Mujeres para apoyar la fallida campaña de Alicia Ricalde por presidencia municipal. Allí, los diputados se comprometieron en la “Hacienda Mundaca” a gestionar recursos.

“Vamos a aprobar los recursos que se necesitan para cambiarle el rumbo a este municipio: alumbrado público, pavimentación de calles y por supuesto, la terminación del hospital de segundo nivel; Isla Mujeres tendrá un nuevo rostro”, aseguró el diputado.

“Licha” se comprometió a cambiar la imagen urbana de la ínsula para aumentar la afluencia de turistas y dotar de más infraestructura a Ciudad Mujeres.

En lugar de eso, los recursos que le tocó administrar se irían a Yucatán, acaso como castigo por la sentida derrota sufrida en la Isla, después de gobernarla por dos trienios consecutivos.

Fuente: Luciano Núñez (QUEQUI)

Un comentario

  1. pinche perra ojala y ya la destierren de aqui, parásita del demonio que no sirve para nada. solo para robar tierras y correre gente trabajadora

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba