Principales

Teniente del Ejército frustra un asalto en Cancún

Cancún, 31 Mar

(Por Esto Q Roo).

En su día franco, un teniente del Ejército Mexicano enfrentó y evitó un atraco en contra de un cuentahabiente, que se realizó por dos peligrosos delincuentes armados con una pistola, al exterior del Banco Banorte ubicado en las inmediaciones de la Supermanzana 4, sobre la avenida Tulum, en pleno centro de la ciudad.

Al ver que el delincuente interceptó al ciudadano, el militar no dudó en sacar su arma de fuego y desafiar al agresor, quien prefirió salir corriendo y abordar la motocicleta en donde era esperado por su cómplice.

Aunque este héroe hizo casi todo el trabajo, los elementos de las diferentes corporaciones de seguridad de la ciudad no lograron dar alcance a los sospechosos y pudieron darse a la fuga sobre la transitada avenida, sin vigilancia..! Lo que demuestra una vez mas las fallas en patrullaje y prevención de las corporaciones policiacas, porque el asalto una vez más se cometió por delincuentes en moto..! Quienes mantienen asolada la ciudad.

Eran las 10:25 de la mañana de este jueves cuando aprovechando su día de descanso, el elemento activo del Ejército Mexicano, Teniente, Moisés Cendejas Encarnación, acudió al Banorte ubicado en la Supermanzana 4, de la avenida Tulum, para retirar dinero del cajero automático.

Mientras se encontraba realizando su trámite, Cendejas Encarnación escuchó bullicio tras la puerta de cristal de la sucursal bancaria, por lo que al asomarse observó como un sujeto que utilizaba casco tenía amenazado a un ciudadano con un arma de fuego, con la cual le estaba exigiendo que le entregara todo el dinero.

Sin pensarlo dos veces, el capitán tomó su arma de cargo que portaba en la cintura y salió del cajero gritando al agresor que se detuviera en ese instante y que aventara el arma lejos de su persona para evitar que se diera un enfrentamiento.

Al verse descubierto y confrontado, el delincuente simplemente decidió correr hacia la avenida Tulum y encontrarse con su cómplice, quien ya lo esperaba a bordo de una motocicleta tipo deportiva color azul, con franjas blancas, en la cual ambos escaparon a toda velocidad con dirección a la avenida Bonampak.

Sorprendidos y asustados por este encuentro, personas que se encontraban al interior de la sucursal bancaria, y quienes pasaban por ahí, en medio de la confusión decidieron correr despavoridos por si se daba una lluvia de plomo, pues no sabían qué era lo que podía pasar.

En medio de la confusión, trabajadores del banco dieron aviso del inmediato al número de emergencias 911, el cual activó el “Código Rojo” para alertar a las diferentes dependencias de seguridad.

Elementos de la Dirección de Tránsito, Policía Municipal, Policía Federal, Policía Ministerial y Ejército Mexicano, se trasladaron hasta la zona para después iniciar un operativo de búsqueda por las avenidas Tulum y Bonampak, no obstante, no lograron dar alcance a los agresores.
Quienes de nuevo, a bordo de una motocicleta, pudieron escapar en las calles, en pleno centro de la ciudad..!

En la zona, las autoridades se entrevistaron con Cendejas Encarnación y el agraviado, quienes dieron su versión de los hechos para después retirarse aliviados, pues gracias a la rápida acción del elemento castrense se evitó que se perpetrara otro robo que seguramente quedaría impune.

Esto se dio a un día solamente del robo con violencia que se registró el miércoles por la tarde, cuando minutos antes de las 14:00 horas, el número de emergencias 911 emitió el reporte de detonaciones de arma de fuego en la concurrida Plaza Cumbres, ubicada en la Supermanzana 310, sobre el bulevar Luis Donaldo Colosio. Hasta ahora impune y que se cometió en circunstancias similiares.

Este miércoles, día del asalto a punta de pistola en donde lesionaron a la víctima, en el interior del estacionamiento de la plaza comercial, se llenó de policías municipales, estatales y federales, además de elementos de la Marina Armada de México, mientras que agentes de Tránsito cerraron el tránsito vehicular en el carril lateral para entrar a la plaza comercial, desviando la circulación hacia la avenida Guayacán; lo cual, además de provocar pánico entre las decenas de personas que ahí estaban, ocasionó un caos vial por varios minutos.

El agraviado L. A. M. C, de 32 años de edad, de ocupación diligenciero, dijo que se disponía a realizar un depósito en efectivo en una sucursal bancaria de Plaza Cumbres, cuando fue interceptado por dos sujetos cuando bajaba del vehículo de la empresa “SumaCasa”.

Agregó que los dos sujetos portaban armas de fuego con las que lo amenazaron, y con una de ellas lo golpearon en la cabeza despojándolo de alrededor de 50 mil pesos en efectivo.

Hasta este jueves, los delincuentes permanecían prófugos. Y el asalto impune.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba